Tan bonita era la puesta de sol, tan brillante, con un cielo tan anaranjado que solo hay un momento mejor, y que mis ojos hayan visto: Su risa produciendo lágrimas en sus ojos.

Anuncios